Imprimir

El viaje de Mauricio Macri y Sergio Massa a Davos

2016-01-24 | Admin
David Cameron en la reunión que mantuvieron ambos mandatarios. A modo de prólogo, el Premier británico sorprendió preguntándole a Macri cuanto duraba su período. El Presidente argentino, rápido de reflejos y curiosamente lanzando indirectamente su reelección 2019, le explicó que 4 años o eventualmente 8 "aunque dependiendo de Sergio (Massa)", ubicado a dos asientos. Cuando la ironía del Presidente argentino era festejada por los presentes, Cameron siguió con el hilo original mostrando finalmente cuál era la pregunta que le interesaba en verdad: "Dígame –mirando a Massa- ¿el peronismo va a evolucionar o seguirá involucionando?".

Massa, aprovechando el momento, le explicó en un minuto su derrotero en el peronismo: le contó que se había tenido que ir del partido –léase PJ+FPV-, que había fundado su propio espacio en virtud de la imposibilidad de convivir con el kirchnerismo y Cristina y que la oposición peronista iba en camino de evolucionar y desarrollarse en formas más institucionales y democráticas y que eso sería posible gracias a la participación de los "hijos de la democracia", los jóvenes ahora involucrados en la política y que eso sería posible gracias a la acción de otros peronistas como Juan Manuel Urtubey y José Manuel de la Sota, con quienes compartía la misma idea.

La razón por la que Macri presentó públicamente a Massa como el futuro líder del PJ, no fue para entrometerse en la interna peronista, ni para mandarle un mensaje a Cristina Kirchner, Daniel Scioli o José Luis Gioja, como tampoco para elegir a dedo a "su opositor"; ni significó un error comunicacional del Presidente. Lo hizo para mostrarle al poder real mundial, político, económico y financiero que su Gobierno tiene el control de la Casa Rosada y que encontró peronistas opositores con los que puede convivir para contribuir a que sus decisiones sean apoyadas por el Congreso. La definición de Macri fue tomada con un registro internacional y no nacional. Sorprendió tanto a peronistas, radicales y renovadores, porque es la primera en 17 años, desde Carlos Menem para acá, que un Presidente dice algo pensando más en términos internacionales que locales.

Por eso Macri con Massa. Y por eso Massa será el titular de la Comisión de Relaciones Exteriores de Diputados. Nada librado al azar.

¿Y el 2017? Falta mucho. Massa, nada inocente, sabe que el Gobierno tiene niveles de aprobación superiores al 60% y que hacer ahora una oposición constructiva y contribuir a la gobernabilidad tiene muchas ventajas. El problema para Massa sería que a Macri le siga yendo bien con la gente o se prorrogue la luna de miel. O que no pague costos por la inflación, las negociaciones paritarias o un eventual parate de la economía.

Demasiadas especulaciones en un país en el que todo cambia en 24 horas.

 

Por: Fabián Doman fdoman@infobae.com

Volver

Volver

El Tiempo

Altura de los Ríos

Horoscopo
Acuario
Piscis
Aries
Tauro
Géminis
Cáncer
Leo
Virgo
Libra
Escorio
Sagitario
Capricornio
Clasificados
Newsletter

Recibe nuestros newsleter